Blog

Nuestro grupo de expertos en diferentes disciplinas, te actualizan sobre las tendencias y temas relevantes en Marketing Digital.

Hace unos días leía un artículo sobre los medíos de comunicación y su relevancia en la historia y me llamó la atención la relación que hacían sobre Neil Armstrong, Mohammed Ali y Australia y me preguntaba, como podrían tener algo en común, pues bien, si lo tienen. Cada uno en espacios distintos han tenido los mayores ratings de audiencia en la historia. Ahora explico.

mercadeo

Cuando Neil Armstrong puso el primer pie en la luna en 1969, mas de 530 millones de personas le escucharon decir “Un pequeño paso del hombre, un gran paso para la humanidad”. Esa frase cambio el rumbo de la historia y deposito esperanza y maravilló al mundo entero.

Mohamed Ali, en 1974 derroto a George Foreman, el campeón mundial de la época. El evento se realizó en el Congo, asistieron 60 mil personas y fue transmitido a casi 1 billón de personas, un cuarto de la población mundial.

El año nuevo en Australia en 2012, tuvo mas de 1.1 Billón de espectadores, ya que además de ser uno de los primeros países que celebra el año nuevo, 2012 se decía era el año que los aztecas habían pronosticado el fin de la humanidad.

Pero, que tiene que ver esto con mercadeo. En realidad, tiene mucho que ver, por su naturaleza y relevancia cada uno de estos eventos lograron ventas exorbitantes en sus espacios televisivos y radiales, posicionando a algunas de esas empresas como líderes en sus mercados, disparando sus ventas e incrementando su rentabilidad.

Hoy más de 2 billones de personas cuentan con Internet, de las cuales aproximadamente 73% de ellas hacen uso de redes sociales.

Hace un tiempo atrás las empresas competían por ser las más eficientes, las que tuviesen mejores economías de escala y que pudiesen competir en ecosistemas donde colaborasen con productos y servicios que agregasen valor a sus clientes. Hoy la competencia va más allá, las empresas compiten por posicionamiento en el mercado, quienes están mejor posicionados y tienen la mayor cantidad de seguidores son las que llevan la delantera.

Para lograr esto es necesario segmentar nuestro mercado, entender las necesidades de nuestros clientes y brindarles un servicio de calidad con responsabilidad.

¿Qué es un servicio de calidad con responsabilidad? Las nuevas generaciones ya no creen únicamente en lo que se dice, sino también en lo que se hace. Hoy las personas buscan hacer negocios con empresas humanizadas, que sean responsables y consecuentes con el mundo que nos rodea.

Por ello es importante que siempre consideremos estudiar bien lo que queremos comunicar, como lo vamos a comunicar y a quien deseamos comunicárselo. Nuestra estrategia debe ir siempre acompañada de personas o colaboradores que tenga la experiencia y el conocimiento para poder lograr nuestros objetivos, sino estaremos mal gastando dinero y tiempo. Nuestro tiempo es el más grande activo que tenemos y si lo vamos a utilizar tratemos de hacerlo adecuadamente.

Charles Darwin decía que “Un hombre que se permite malgastar una hora de su tiempo no ha descubierto el valor de la vida”.