Blog

Nuestro grupo de expertos en diferentes disciplinas, te actualizan sobre las tendencias y temas relevantes en Marketing Digital.

“Renovarse o morir”: Día a día todo en el mundo del diseño va evolucionando. Se crean nuevas tendencias, nuevas plataformas y la interacción con el entorno también cambia y dado que tu marca es parte de este entorno es indispensable mantenerla actualizada, de lo contrario, ésta se percibirá como anticuada y desfasada, uno de los primeros pasos en el declive de una marca/empresa.

Para empezar un rediseño de marca primeramente se deben tener claras las debilidades y fortalezas del branding actual. En esto es indispensable hacer un análisis de todos los aspectos que componen tu marca (logo, colores, tipografía, entre otros), para de esta manera hacer los ajustes necesarios.

Existen muchos aspectos a considerar, por lo que a continuación te presento 5 tips para que el rediseño de tu marca sea todo un éxito:

1. Conocé a tu público

El éxito de una marca es lograr crear empatía con el consumidor, para esto es importante obviamente conocer a tu público meta, sus gustos, necesidades, entorno social y muchos más aspectos que te ayudarán a crear un perfil que logre proyectar una imagen positiva y de éxito.

2. Plantearse si el logo actual representa los valores de tu empresa

Imagina que tu empresa es una persona, ¿De qué manera seria la personalidad de esta? ¿Una persona seria, divertida, alegre, infantil, ruda? Tener una imagen clara de la personalidad de tu empresa te ayudará a conceptualizar una estética visual acorde a esta, y por ende lograr empatizar con tu público meta.

3. Simplificá

Remontándonos a la historia de grandes marcas, es imposible pasar por alto el proceso de rediseño de marca que han tenido con los años, teniendo en cuenta que existen casos como Apple en donde su primer logo (si se le podría llamar de esa manera) era prácticamente una ilustración con detalles elaborados y una infinidad de elementos y texturas, que contrasta claramente con la imagen que presentan ahora, el minimalismo en su máxima expresión.

Por lo tanto, te sugiero que:

  • No tengás miedo en eliminar elementos innecesarios.
  • Mejorá la legibilidad de tus textos.
  • Eliminá colores innecesarios y principalmente aislá lo más reconocible de tu branding, teniendo en cuenta el posicionamiento que tu marca ha logrado hasta el momento.

4. Marcá la diferencia

Para sobrevivir a las exigencias del mercado es importante diferenciarte de tus competidores, tanto en calidad de servicio o producto como de manera visual. Definí una estrategia de comunicación que logre posicionarte en la mente de tus clientes haciendo uso de colores, tipografía y cualquier otro elemento visual que el giro de tu empresa necesite. A como mencioné anteriormente la personalidad de tu marca es súper importante, pues es lo que te diferenciará de tus competidores. Recordá siempre que la clave del éxito no está específicamente en hacer las cosas mejor sino en hacerlas diferente.

5. Adaptate a la tecnología

En este caso te presento algunos puntos más técnicos, ya que con el avance de la tecnología la manera en que el público interactúa con tu marca ha evolucionado, por lo que debés tener en consideración escenarios en donde el branding de tu empresa se publicitará en medios digitales. Para esto es importante tener una tipografía especializada que pueda ser leída correctamente en pantallas. Así también tener en cuenta que los colores impresos deben verse igual a como se presentan en una pantalla. Homogenizar todos estos aspectos ayudará a crear una conexión más sólida entre tu marca y tu público.

Conclusión

Sin duda el rediseño de marca es un proceso que conlleva un riesgo, ya que puede terminar disgustando a tus clientes fidelizados, sin embargo, existen maneras de lograr un rediseño de marca exitoso, haciendo un buen análisis de las tendencias visuales, tecnología y público meta.